Hablamos de...

Psoriasis: inflamación con una gran variedad de síntomas y tratamientos

Resources\Visuels\V4\Headers\Articles\INT\v_header_focuson_default.jpg

La psoriasis es una enfermedad crónica e inflamatoria de la piel. Los brotes de psoriasis se pueden dar en personas con predisposición a la enfermedad cuando entran en contacto con varios factores. Estas rojeces escamosas se pueden tratar usando cremas, fototerapia y terapia de spa.

Síntomas

Las rojeces escamosas, particularmente alrededor de las rodillas y los codos

La psoriasis es una enfermedad crónica de la piel con diferentes síntomas. Los más comunes son las rojeces ásperas con contornos bien definidos. Estas zonas redondas u ovales de psoriasis que están cubiertas por piel blanca gruesa se llaman escamas. Tanto el tamaño como el número de heridas pueden variar. Esta enfermedad común de la piel puede aparecer a cualquier edad. La psoriasis se encuentra con más frecuencia en las zonas de la piel que están sujetas a fricción: rodillas, codos, abdomen y la espalda baja. También se puede encontrar en el cuero cabelludo, las manos y los pies, las uñas y las membranas mucosas.

Orígenes

El proceso de renovación celular se acelera

No estamos aún seguros de qué es lo que provoca exactamente la psoriasis. Sin embargo, sabemos que los brotes de psoriasis se pueden dar en personas con predisposición genética a la enfermedad cuando entran en contacto con varios factores:

  • estrés

  • exceso de trabajo

  • un shock psicológico

  • ropa que roza contra la piel

  • algunas medicinas

  • una infección (rinofaringitis, faringitis…)

De hecho, la psoriasis se provoca por una inflamación crónica. Esta inflamación, que se confirma con la presencia de los linfocitos T, acelera el proceso de renovación celular. Esto acelera la producción de queratinocitos, que son células epidérmicas. En vez del proceso normal de renovación de 28 días, estos queratinocitos tardan 3 ó 4 días en ir desde la capa basal a la capa córnea de la epidermis. Las células permanecen en la superficie de la piel y empiezan a acumularse. Esto provoca que se formen las rojeces escamosas. Aunque estas zonas con psoriasis pueden no notarse a veces, otras pueden ser mucho más visibles y convertirse en un hándicap para la persona afectada.

Tratamientos

Tratamientos: cremas, pomadas, fototerapia, terapia de spa…

Las cremas, pomadas y lociones recomendadas por los dermatólogos ayudan a parar la inflamación. También eliminan el exceso de escamas y suavizan la piel áspera. Además, las cremas hidratantes calman el picor de manera efectiva.La fototerapia, que también se recomienda para tratar la psoriasis, utiliza la radiación UVA, UVB o el láser para ralentizar la producción de células de la piel.Medicina en forma de pastillas se utiliza para tratar los tipos de psoriasis más graves. 
Por último, hay otro tratamiento que se ha probado que es efectivo: la terapia de spa. El agua termal de spa tiene propiedades curativas y antiinflamatorias que ayudan a reducir el número y el tamaño de las heridas.
Para más información, por favor ponte en contacto con tu dermatólogo.

  • Facebook
  • Pin

Recomendado para ti

See all articles